¿Cuántas veces debe comer un perro al día?

21 Agosto, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la bióloga Elsa M. de Arribas
El número de veces y la cantidad que tiene que comer un perro al día puede ser complicado de gestionar sin unas pautas establecidas.
 

La alimentación en la vida de un can es fundamental, así como tener claro como tutores cuántas veces debe comer un perro al día. Esta pregunta puede ser un poco complicada de responder, ya que hay varios factores que influyen en este aspecto.

Algunos de esos factores son la edad del animal, si tiene o no patologías, si ha sido o no esterilizado y otras muchas cuestiones. Por ello, conviene revisar un poco estos aspectos antes de establecer la rutina alimentaria del perro.

¿Cuántas veces debe comer un perro al día?

A lo largo de la vida del perro, su alimentación variará en función de diferentes factores. Por ello, no es tanto cuántas veces debe comer un perro al día, sino qué factores influyen en su alimentación. A continuación te los mostramos.

Plato de pienso de un perro.

Cachorro (destete y postdestete)

Los cachorros demandan unas cantidades de leche materna que se van incrementado a medida que crecen. Llega un punto en el que deben dejar el destete y alimentarse de otras fuentes.

Este acontecimiento es un hecho fisiológico natural enfocado en la independencia del cachorro. Así pues, puede observarse en todas las razas de perros, independientemente de su tamaño y procedencia.

 

Como los perros alcanzan su peso adulto entre 10 y 30 veces más rápido que los humanos, la alimentación es fundamental para su correcto desarrollo. Por ello, se recomienda la administración frecuente de comidas con alta calidad nutricional.

A la hora de alimentarlos, es fundamental el tipo de dieta administrada y la rutina seguida. Las raciones con carne, cereales y verduras requieren además de un aporte extra de calcio y algunas vitaminas.

Sin embargo, si se aportan al animal dietas caseras o piensos con alimentos completos y equilibrados, no son necesarios los suplementos. Así pues, todo depende del tipo de alimentación que se decida seguir.

En relación a esto, se ha observado que, en condiciones de alimentación óptima, todas las razas tienen un crecimiento proporcional. Por ello, es importante controlar la alimentación en los primeros meses.

Perro joven

Un perro joven o adulto sin ningún tipo de patología tendrá un tipo de alimentación concreta. Normalmente, puede seguir alguna rutina de alimentación casera como la dieta BARF.

Otra opción es la administración de piensos completos con alto contenido nutricional. En estos casos, hay que fijarse en que la proporción de azúcares no sea alta, ya que pueden desarrollarse enfermedades.

En cuanto a la frecuencia de alimentación, depende de la edad. Los perros adultos deben recibir alimento como mucho dos veces al día (mañana y noche) y en los jóvenes esta frecuencia varía.

Los cachorros menores de diez semanas de vida deben comer un total de cuatro veces al día. Por otro lado, superadas esas semanas, se podrán realizar tres comidas diarias hasta los cuatro meses.

 

Sin embargo, si el animal sufre algún tipo de patología, como la diabetes u otras, la alimentación variará. En estos casos, deben seguirse todas las indicaciones dadas por el veterinario.

Perro que hacen ejercicio y perros que no hacen ejercicio

Al igual que una buena alimentación es esencial para la salud, lo mismo ocurre con la actividad física. Ambos factores están relacionados, recomendándose que los perros realicen ejercicio.

Normalmente, es preferible que el ejercicio dure entre una hora y dos horas al día. Cuando no se puede, la dieta cambiará, ya que los canes que no practican una actividad física tan intensa necesitan un menor aporte calórico.

Perro anciano

La edad a la que un perro se considera anciano suele ser a partir de los ocho años. No obstante, influyen diversos factores como la raza, su actividad física y su metabolismo.

En cuanto a sus requerimientos energéticos, disminuyen con la edad, teniendo que cambiar su alimentación acorde a ellos. Se recomienda disminuir la ingesta de proteínas y grasas y suministrar suplementos de vitaminas.

Perro esterilizado y no esterilizado

Los perros que han sido esterilizados sufren cambios en su dieta debido a que disminuyen sus necesidades energéticas. Por ello, hay que reducir la cantidad de comida para evitar problemas de salud.

Durante la gestación y el parto

Otro factor que a veces no se tiene en cuenta es que las hembras pueden pasar por las fases de gestación y parto. En estas etapas, la alimentación que deben seguir varía un poco.

 

Durante la primera mitad de la gestación, las necesidades de alimentación se mantienen normales. A partir de la segunda mitad, hay que incrementar entre un 25-50 % los componentes nutricionales.

En estos períodos es indispensable seguir un control veterinario, tanto en alimentación como en salud. El veterinario informará a los tutores de si son necesarios suplementos o no según cada caso.

¿Cuántas veces debe comer un perro al día?

¿Qué recordar?

Puede concluirse que la alimentación del perro debe ser saludable y equilibrada, satisfaciendo todas las necesidades nutricionales y energéticas. Asimismo, conviene que los alimentos sean de buena calidad y frescos.

De esta manera, se asegurará la salud del animal, ya que la comida es esencial para su sistema inmune y funcionamiento corporal general. Asimismo, como ya se ha visto, la edad y la salud determinan cuántas veces debe comer un perro al día. 

 
  • Camps, J. (1992). Manejo de La alimentación en los distintos estadios. Medicine Veterinary9, 321-325. Recogido el 18 de agosto en: https://core.ac.uk/download/pdf/20542686.pdf
  • Gaviria Arango, J. (2016). Alimentación general y especializada para mascotas en una empresa productora de alimentos balanceados para animales (Doctoral dissertation, Corporación Universitaria Lasallista). Recogido el 18 de agosto en: http://repository.lasallista.edu.co/dspace/bitstream/10567/1493/1/Alimentacion_general_especializada_mascotas.pdf