Efectos y sanciones legales de destruir nidos

27 Mayo, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por el abogado Francisco María García
¿Has visto en alguna ocasión a alguien romper o destruir nidos de aves? Se trata de una acción sancionable, una actividad recogida en nuestra normativa. Toma nota.

El hecho de destruir nidos es una infracción muy grave. Respetar y defender a las aves urbanas es muy importante, por ello es fundamental conocer cómo proceder en caso de presenciar o tener conocimiento de personas que destruyan los nidos de las mismas.

Dicha resolución está especialmente enfocada a golondrinas, vencejos y aviones, ya que se tratan de especies que cuentan con una protección especial. A continuación, vemos más información sobre las consecuencias legales de la destrucción de nidos.

¿Cuáles son las consecuencias de destruir nidos?

Muchas personas, especialmente las que viven en entorno urbanos, tienden a destruir los nidos de las aves por diferentes motivos.

Sin embargo, como hemos visto, esta acción puede acarrear fuertes sanciones, sobre todo si los nidos destruidos son de especies que tienen protección especial, como es el caso de aviones, golondrinas y vencejos. Dicha resolución salió en el Real Decreto 139/2011 con fecha de 4 de febrero.

Por otro lado, la Ley 42/2007 del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad, prohíbe expresamente el eliminar o quitar los nidos de las aves protegidas. El texto en cuestión regula lo siguiente:

“Queda prohibido dar muerte, dañar, molestar o inquietar intencionadamente a los animales silvestres, sea cual fuere el método empleado o la fase de su ciclo biológico. Esta prohibición incluye su retención y captura en vivo, la destrucción, daño, recolección y retención de sus nidos, de sus crías o de sus huevos, estos últimos aun estando vacíos, así como la posesión, transporte, tráfico y comercio de ejemplares vivos o muertos o de sus restos, incluyendo el comercio exterior.”

De acuerdo a lo anterior, ninguna persona puede retirar o eliminar los nidos de dichas aves. La única excepción es la consignación de un permiso especial. De lo contrario, la persona responsable puede ser fuertemente amonestada.

Por otro lado, las autorizaciones sólo pueden ser concedidas por las autoridades correspondientes, como delegaciones territoriales o las comunidades autónomas, y las mismas son otorgadas si existe una o varias razones justificadas.

Cuco: huevos en el nido

¿Cómo actuar ante la destrucción de nidos?

Como se comentó anteriormente, destruir nidos es un delito, por lo que toda persona que observe que se está cometiendo puede denunciarlo a las autoridades.

Si bien la destrucción de nidos es muy usual, también es cierto que cada día más personas hacen las denuncias. Proteger esas especies es responsabilidad de toda la ciudadanía.

El organismo responsable de tramitar las denuncias de esta naturaleza son los Agentes Medioambientales de cada comunidad. Una vez hecha la denuncia, las autoridades se trasladarán al sitio en cuestión para la elaboración del informe. De acuerdo a lo presenciado, determinarán si proceden o no las sanciones.

Las aves, al igual que todos los seres vivos del planeta, son imprescindibles para el equilibrio de los ecosistemas. Por otro lado, los expertos han determinado que la eliminación de los nidos en áreas urbanas constituye un elemento clave del declive de las mismas, lo cual, a la larga, puede acarrear su extinción local.

Ruidos en zonas de viviendas

Junto a todo lo anterior, también es comprensible la molestia que pueden tener algunos vecinos por la presencia de nidos. Por ello, resulta fundamental encontrar soluciones.

Una buena idea es colocar bandejas debajo de los nidos de las golondrinas y aviones, de esa forma toda la suciedad caerá en la misma y será mucho más sencillo limpiarlos.

En lo que se refiere al ruido, otro de los problemas más asociados a los nidos, se puede mejorar o resolver colocando placas de insonorización. Por otro lado, en el caso de aves como las cigüeñas, es posible colocar postes con nidos artificiales en lugares cercanos a los ríos. De igual manera, se pueden agregar plataformas metálicas en los edificios con la misma finalidad.

Las aves constituyen un elemento clave para el ecosistema, de allí la importancia de cuidarlas y protegerlas. Entendiendo la molestia que pueden generar los nidos en zonas urbanas, lo ideal es buscar soluciones o alternativas que no impliquen destruir nidos. Además de afectar a las especies, la persona responsable puede ser sometida a fuertes sanciones.

Un arrendajo azul alimentando a sus crías.

Cada día más personas se animan a denunciar el derribo de nidos. El efecto, en caso de comprobarse dicho comportamiento, es una sanción cuyo monto puede variar de acuerdo a la cantidad de nidos eliminados.

Cuidar el medio ambiente y las especies que conviven en él es clave, por ello lo ideal es buscar soluciones para que ninguno de los lados se vea afectado de forma negativa.

  • Ley 42/2007 del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad. Extraído de: https://www.boe.es/buscar/pdf/2007/BOE-A-2007-21490-consolidado.pdf
  • Real Decreto 139/2011, de 4 de febrero, para el desarrollo del Listado de Especies Silvestres. Extraído de: ://www.boe.es/buscar/pdf/2011/BOE-A-2011-3582-consolidado.pdf