El reinado de los insectos gigantes

09 Junio, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la bióloga María Muñoz Navarro
¿Sabías que una vez existieron libélulas gigantes? Gracias al registro fósil, se ha comprobado que hace millones de años habían insectos gigantes poblando nuestro planeta.
 

Hace millones de años, el cielo estaba poblado por insectos voladores, muy parecidos a las libélulas, que eran de un tamaño gigante. Y es que para entonces, las condiciones atmosféricas y los animales establecidos en la Tierra eran muy distintos a los que conocemos hoy en día.

Los científicos barajaron varias hipótesis para explicar por qué desaparecieron los insectos gigantes y por qué ahora estos artrópodos son tan pequeños. Sin embargo, parece ser que la respuesta está en la evolución de las aves depredadoras de aquella época, que adquirieron novedosas y exitosas formas de capturar a sus presas.

Si quieres saber más sobre cómo estos insectos llegaron a ser tan grandes y por qué estas especies acabaron desapareciendo, te lo detallamos a continuación.

Los protodonatos: libélulas gigantes

El tamaño de los animales es fruto de la relación que se establece entre su cuerpo y las características fisiológicas y ecológicas del medio ambiente en el que se encuentran.

Durante el periodo del Carbonífero (a finales de la era Paleozoica), existían insectos de magnitudes muy diferentes a las que conocemos hoy. Un ejemplo es el de los Protodonata, un orden de insectos extintos.

Eran voladores, con un aspecto similar al de las libélulas, y algunos de ellos eran tan grandes como un águila. Gracias a los fragmentos de alas que fueron recuperados, sabemos que algunos llegaron a medir hasta 70 centímetros de diámetro.

Los protodonatos son el grupo de insectos más grandes que jamás hayan existido en la Tierra. Entre todos ellos, Meganeura, Megatypus y Meganeuropsis son los géneros más conocidos.

 
Dibujo de libelula carbonifero

La aparición y desaparición de los grandes insectos

Tras el hallazgo de los restos fósiles de estos artrópodos en 2012, científicos de la Universidad de California (Santa Cruz) especularon sobre la influencia de diferentes factores. Trataban de explicar cómo estos seres alcanzaron semejante tamaño y por qué acabaron despareciendo.

El oxígeno

Durante el Carbonífero, la cantidad de oxígeno atmosférico era superior a la que hay ahora. El oxígeno que necesita un organismo depende de su tamaño corporal: cuanto más grande sea el animal, más oxígeno necesitará.

A diferencia de otros animales ectotermos (los que regulan el calor corporal a partir del entorno), la respiración en los insectos se lleva a cabo a través de un sistema de tráqueas. Es decir, el oxígeno difunde por unos tubos ramificados que riegan todo el cuerpo.

Los insectos voladores de esa época debieron adaptarse a a las distintas concentración de oxígeno, ya que para el movimiento de las alas se necesita mucha energía. Debido a esto, uno de los primero cambios fisiológicos que debieron experimentar fue el de su aparato respiratorio.

 

Por tanto, esto podría explicar que, como la cantidad de oxígeno en esa época era de 30 % (superior al 21 % que prevalece ahora), el tamaño de estos animales debía ser mayor.

La depredación

Hay otro posible efecto causante del tamaño de estos insectos gigantes.  En este caso nos referimos a las interacciones competitivas por la comida con otros insectos aéreos y con los vertebrados voladores:

Todo apunta a que la depredación pudo ser lo que mantuvo el control dominante del tamaño evolutivo.

Depredación vs Oxígeno atmosférico

En la siguiente era, la del Mesozoico, durante el periodo temprano del Cretácico, los insectos eran cada vez más pequeños, a pesar de que aumentó la concentración de oxígeno atmosférico.

Este hecho apoya la hipótesis de que la depredación de otros voladores es la razón por la que los insectos disminuyeron su tamaño, pues coincide con el momento en el que las aves mejoraron la capacidad de captura de presas y sus estructuras fisiológicas.

Es verdad que el oxígeno influyó en el tamaño de los insectos gigantes desde el Carbonífero hasta el Triásico. Sin embargo, tal y como apuntan los científicos Clapham y Karr en su trabajo de investigación, parece ser que las interacciones de los insectos con las aves depredadoras y su mejora en la maniobrabilidad fue el factor decisivo.

Por tanto, la evolución de estas aves fue la responsable de este acontecimiento, desbancando la explicación del oxígeno como principal factor.

 
Los insectos gigantes poblaron la tierra.

Una brecha en el tiempo

A pesar de los fascinantes hallazgos obtenidos a partir de los registros fósiles, los autores aún dudan sobre si fue la depredación, y no otro factor, la causa de la desaparición del reinado de los insectos gigantes.

Esta incertidumbre se debe a que no hay información suficiente del registro fósil de más de 20 millones de años. Por tanto no se puede saber con exactitud el momento en el que se produjo este acontecimiento.

Finalmente, aunque haya un vacío en el tiempo que nos dificulta encontrar la respuesta que hemos suscitado a lo largo de estas líneas, podríamos pensar que estos científicos no andan muy lejos de la solución.

Al fin y al cabo, tiene mucho sentido que coincidiera el periodo en el que las aves se volvieron más ágiles con la disminución del tamaño de estos insectos.

 

 

 

 

 

 

  • https://www.ngenespanol.com/naturaleza/cual-es-el-insecto-mas-grande-del-mundo/
  • Clapham, M.E. and Karr, J.A. Environmental and biotic controls on the evolutionary history of insect body size. Proc. Natl. Acad. Sci. U S A. (2012) 109(27):10927-20930.
  • Chown, S.L. Biotic interactions modify the effects of oxygen on insect gigantism. Proc. Natl. Acad. Sci. U S A. (2012) 109(27):10745-10746.