Langostino: ¿cómo es su hábitat?

10 Septiembre, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la bioquímica Luz Eduviges Thomas-Romero
El langostino tiene un papel importante en los estuarios y los ecosistemas marinos. Sus más de 500 especies habitan nichos en aguas poco profundas, en los trópicos, hasta zonas de más de mil metros de profundidad en las laderas.
 

Conocemos como «langostino» a todo un grupo variado de especies marinas de diez patas (decápodos) que pertenecen al suborden Dendrobranchiata. Hasta la fecha, se reconocen unas 540 especies existentes distribuidas en siete familias. Además se sabe, a partir de registros fósiles, que sus antepasados han vivido en el planeta desde hace 450 millones de años.

Los langostinos son muy parecidos en su aspecto a sus parientes del suborden Carides, los camarones. Esta similitud hace que, en muchos contextos como la pesca comercial, a ambos grupos se les designe como camarones y gambas indistintamente. Popularmente, la palabra gamba se utiliza para nombrar a cualquier camarón grande.

La anatomía del langostino

Al igual que otros decápodos que nadan, los Dendrobranchiata muestran esa forma semicurvada típica de los camarones. Resulta interesante señalar que a diferencia de los peces, los camarones no tienen aletas que les permitan nadar. Sin embargo, poseen cierta aptitud para moverse en el agua.

Un camarón «nada» encogiendo rápidamente su abdomen hacia su caparazón, este movimiento lo dispara a través del agua. Sin embargo, debido a la configuración del cuerpo, también significa que los camarones se desplazan hacia atrás.

El cuerpo del langostino es típicamente robusto y puede dividirse en un cefalotórax (cabeza y tórax fusionados) y el abdomen. Su forma es ligeramente achatada a los lados. En cuanto al tamaño, la especie más grande, Penaeus monodon, puede alcanzar los 33 centímetros y un peso de 450 gramos.

 
Dibujo de un camarón.

¿Qué rasgos diferencian a un langostino de un camarón?

Aunque a primera vista sean muy similares, para un ojo experto existen diferencias apreciables que diferencian al langostino del camarón:

  • Sus antenas son rígidas y largas, pues pueden triplicar el tamaño del cuerpo.
  • Los tres primeros pares de patas terminan en una «doble pinza».
  • El exoesqueleto es como una delicada armadura de quitina, que se ensambla sobre dorso en tres secciones o pleómeros. En los langostinos, el primer pleómero se superpone al segundo y este al tercero. También se observa que las bisagras entre los pleómeros son prominentes.

Existen otras diferencias funcionales entre langostinos y camarones, que ayudaron a los científicos para la clasificación de las especies:

  • Poseen branquias que tienen forma ramificadas
  • Los langostinos, a diferencia de los camarones, no crían sus huevos. Ellos los liberan directamente en el agua y forman parte del plancton.

El langostino usa las antenas en la búsqueda de alimento. Al moverse a lo largo del fondo blando en busca de comida, los camarones recuerdan a un helicóptero que se desliza lentamente por el suelo.

 

¿Donde habita el langostino?

Según reportes especializados, la distribución geográfica a nivel mundial de los cientos de especies de Dendrobranchiata se concentran en la región delimitada por los paralelos de 40 grados de latitud norte y 40 grados de latitud sur.

El hallazgo de especies de langostinos disminuye notablemente en latitudes crecientes. Esta restricción parece estar relacionada con la poca tolerancia a las bajas temperaturas que tiene las larvas cuando están en las columnas de agua.

Sin embargo, algunas especies pueden aparecer en latitudes más altas. Por ejemplo, Bentheogennema borealis es abundante a 57 grados norte en el Océano Pacífico, mientras que las colecciones de Gennadas kempi se han obtenido hasta el paralelo de 61 grados sur en el Océano Antártico.

Los Dendrobranchiata han conquistado diversidad de nichos

Es importante señalar que existe una gran variación ecológica dentro del suborden Dendrobranchiata. Por ejemplo, algunas especies de langostino del taxón Sergestidae viven en agua dulce, pero la mayoría de los langostinos son exclusivamente marinos.

También, algunas especies de Sergestidae y Benthesicymidae viven principalmente en aguas profundas, mientras que las especies de Penaeidae, las más explotadas comercialmente, habitan en aguas costeras poco profundas.

Por otro lado, las especies de Luciferidae son mayoritariamente planctónicas. Algunas especies cavan en el lodo del fondo marino durante el día y emergen solamente por la noche para alimentarse.

 

¿Cuál es la dieta de estas criaturas?

Se conoce que la dieta de los langostinos es muy diversa y puede incluir peces, kril, copépodos, radiolarios, fitoplancton, nematocistos y detritos marinos. Así, es normal que se los clasifique como «omívoros oportunistas».

También se conoce que el langostino disminuye la ingesta cuando se acerca el momento de la muda, probablemente debido a la suavidad de las piezas bucales. Posteriormente, debe comer más de lo normal para compensar.

Cola de un langostino.

Estas criaturas, al poseer un mayor contenido energético que la mayoría de los otros invertebrados marinos, son una presa codiciada. Muy pocas de las muchas larvas de langosta sobreviven. Los langostinos juveniles son cazados por peces, cefalópodos y aves. Ya en la etapa madura, son menos susceptibles a la depredación, aunque pueden ser presa de algunos peces.

 
  • De Grave, S. & C.H.J.M. Fransen. (2011). Carideorum catalogus: the recent species of the dendrobranchiate, stenopodidean, procarididean and caridean shrimps (Crustacea: Decapoda). Zool. Med. Leiden. 85(9): 30.ix.2011: 195-589 figs 1-59., available online at https://www.cambridgescholars.com/download/sample/63402 [details]
  • Tavares, C., & Martin, J. W. (2010). Suborder dendrobranchiata bate, 1888. In Treatise on Zoology-Anatomy, Taxonomy, Biology. The Crustacea, Volume 9 Part A (pp. 99-164). BRILL. http://citeseerx.ist.psu.edu/viewdoc/download?doi=10.1.1.645.1748&rep=rep1&type=pdf