¿Qué es una apomorfia?

19 Septiembre, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por el biólogo Miguel Mata Gallego
En el ámbito de la biología evolutiva existen unos cuantos conceptos muy importantes. Aquí recogemos uno de ellos: la apomorfía.

En biología sistemática, el concepto de apomorfia es utilizado continuamente. Esto es debido a su importancia para desentrañar las relaciones evolutivas entre los seres vivos.

Pero ¿qué es exactamente una apomorfía? ¿cuál es su papel en clasificar a los seres vivos en distintos grupos? Te animamos a continuar leyendo si quiere saber más sobre este fascinante tema.

Apomorfia: un estado derivado de un carácter

Se define como apomorfia (del griego «forma separada») a un rasgo que supone una novedad evolutiva. Es decir, en un taxón animal, una apomorfia sería un carácter que es diferente al de otro taxón cercano, y que, por lo tanto, los diferencia por completo.

Por tanto, las apomorfias sirven como marcadores evolutivos y son una manera excelente de clasificar a los seres vivos.  Su opuesto sería la plesiomorfia, es decir, un carácter ancestral o anterior evolutivamente a la apomorfia.

Los biólogos evolutivos utilizan las palabras apomorfia y plesiomorfia para evitar utilizar los términos avanzado y primitivo. En evolución, no tiene sentido hablar de caracteres más básicos o más sofisticados, pues en la naturaleza no existe una escala de perfección.

La evolución ejemplificada en una imagen.

Tipos de apomorfias

Las apomorfias son principalmente un marcador evolutivo que nos permite agrupar a los seres vivos en taxones. Para hacer esto, es necesario distinguir entre los dos términos derivados de él: sinapomorfia y autoapomorfia.

Cuando existe una novedad evolutiva que comparten dos o más taxones, hablamos de sinapomorfia. Este término es equivalente al de caracteres derivados compartidos, pues son rasgos que comparten varios grupos de animales.

Un ejemplo de sinapomorfia sería la columna vertebral, novedad evolutiva que distingue a todos los taxones de vertebrados (reptiles, aves, mamíferos… etc) de los invertebrados.

Por otro lado, existen novedades evolutivas que son únicas de un grupo de animales. En este caso hablamos de autoapomorfías, ya que es un rasgo novedoso que solo está presente en ese grupo.

Por ejemplo, en los humanos, la capacidad de habla sería una autoapomorfía, ya que somos la única especie con esta capacidad. Por muy complejo que pueda resultar este conglomerado terminológico, es de incalculable valor en los terrenos de clasificación de los seres vivos.

Las apomorfias y la cladística

La cladística (del griego klados, «rama») es un un método de análisis riguroso que utiliza las propiedades derivadas compartidas (es decir, sinapomorfias) de los seres vivos para clasificarlos.

En otras palabras, la cladística analiza las propiedades que diferencian a un conjunto de seres vivos de los demás. Para esta rama de la ciencia, la correcta identificación de apomorfias es esencial.

El objetivo de la cladística es realizar cladogramas o árboles filogenéticos. Un cladograma es, sencillamente, un diagrama en árbol donde se relacionan las ramas evolutivas. Por tanto, las sinapomorfias serían el nodo donde dos ramas se separarían en base a un carácter derivado.

Las apomorfias y los clados parafiléticos

Es importante señalar que, en ocasiones, los seres humanos agrupamos a los animales en base a un rasgo que poseen en común, pero que tiene distinto origen o que se ha originado de formas independientes. Es el caso de los clados parafiléticos.

Son parafiléticos aquellos taxones donde los animales están agrupados por la sistemática clásica debido a una serie de rasgos comunes, pero que realmente no están emparentados.

Como ejemplo de esto, tenemos a los peces. Los peces se definen clásicamente como todo aquel vertebrado que no es tetrápodo (que posee cuatro extremidades).

A pesar de tener muchos rasgos comunes (escamas, vida acuática y otras muchas adaptaciones), la genética ha demostrado que los peces no tienen un único origen evolutivo, y por tanto son un clado parafilético.

La importancia de una clasificación rigurosa

En ocasiones, para los seres humanos es cómodo clasificar a los seres vivos en base a ciertas características comunes. Es por ello que tenemos categorías conocidas por todo el mundo que, sin embargo, poseen orígenes evolutivos dispares: los peces, las aves, los dinosaurios… etc.

Evolución en el mundo animal.

Sin embargo, esto no nos debe hacer olvidar que para que una agrupación sea válida y universalmente aceptada, sus integrantes deben compartir un origen evolutivo común. Es por ello que resulta imprescindible la correcta identificación de apomorfías para la clasificación de los animales.

En conclusión, las apomorfías son rasgos evolutivos únicos de cada taxón animal, las cuales son muy importantes para establecer una clasificación natural y fidedigna de los seres vivos.

 

 

 

 

Apomorfia. (2019, 18 de septiembre). Wikipedia, La enciclopedia libre. Fecha de consulta: 15:34, septiembre 17, 2020 desde https://es.wikipedia.org/w/index.php?title=Apomorfia&oldid=119495743. Cladística. (2020, 26 de junio). Wikipedia, La enciclopedia libre. Fecha de consulta: 15:36, septiembre 17, 2020 desde https://es.wikipedia.org/w/index.php?title=Clad%C3%ADstica&oldid=127264727. Berkley University. (2020). Cladistics. Berkeley. https://ucmp.berkeley.edu/IB181/VPL/Phylo/Phylo2.html Caponi, G. ¿ Por qué la apomorfia y no más bien la plesiomorfia? La Teoría de la Selección Natural según su ideal de orden natural.